Llama Violeta

Llama Violeta


 

 
 
 
 
 
 

 

LOS MERIDIANOS DE ENERGIA
 
Es mi intención acercar a todos los que se interesen por la medicina china, algunos rudimentos de los que esta utiliza desde siempre para mejorar el cuerpo. Así, a lo largo de varios números, iré describiendo los meridianos de energía, especificando su polaridad Yin o Yang, describiendo algunas de las características principales de cada uno y de su uso en la prevención de enfermedades.
Para introducirnos en este mundo, me gustaría citar algunas palabras del Emperador Amarillo, a quien debemos la difusión de toda la ciencia por el recibida a través de sus escritos. He aquí un pasaje del Su Wen, en el primer capítulo.

"He sabido que en tiempos antiguos la gente vivía hasta alcanzar más de cien años, que permanecían activos hasta esa edad y no se convertían en seres decrépitos e incapaces de realizar ninguna actividad. Ahora la gente alcanza la mitad de esa edad y, sin embargo, termina incapacitada y decrépita. ¿Acaso la humanidad ha degenerado a través de los siglos y ha perdido su vigor original?
A lo cual Qui Bo, su médico jefe respondió: " En los tiempos antiguos aquella gente que comprendí el modo de ser de la naturaleza se regía por el Yin y el Yang".
Tal vez esto pueda dar una idea de la importancia que este concepto tiene para mantener la salud en armonía. La enfermedad se produce por una falta de equilibrio en la circulación energética. Cada meridiano Yang posee un meridiano acoplado opuesto Yin que responden a su vez a una relación con un órgano y una víscera.
Sus recorridos en el cuerpo son opuestos y complementarios (uno asciende o tiene fuerza centrípeta, y otro desciende o tiene fuerza centrífuga, uno recorre la parte posterior del cuerpo y el otro la anterior). Estos pares de meridianos están muy relacionados entre sí y el funcionamiento de uno depende del otro. Además cada uno de ellos tiene una cantidad de puntos determinados, una función y un horario en el que su actividad sube al máximo, por lo cual es óptimo para sedarlo, luego del cual se da el momento ideal para tonificarlo.
Constituyen en su totalidad un circuito cerrado con trechos que corresponden a ciertas funciones de órganos primarios. Son doce, como los órganos primarios para los chinos y poseen un aspecto funcional, hermanando funciones y emociones.
 

   

Agrupando las zonas del cuerpo:
1) Brazo, cara interior: Comienza en el pecho, meridianos YIN. Pulmones (exterior), Circulación-Sexualidad (medio) y Corazón (interior).
2) Brazo, cara exterior: Comienza en las manos hacia la cabeza, meridianos YANG. Intestino grueso (exterior), Triple recalentador (medio) e Intestino delgado (interior).
3) Cabeza a pies (descendentes) Meridianos Yang: Estómago, Vejiga y Vesícula Biliar.
4) Pies a pecho (ascendentes) Meridianos Yin: Bazo Páncreas, Riñón e Hígado.

QUÉ SE PUEDE TRATAR
El Stress es el nombre genérico de los disturbios energéticos. Estos pueden derivar en hipoactividades (ejemplo: braquicardia, lipotimia, circulación deficiente, baja presión, etc...) o en hiperactividades (dolor, agitación, hipertensión, miedo, etc).
Tanto unas como otras son tratables a través de los meridianos de energía.

He aquí algunos ejemplos:
Desbloqueos: La práctica de la meditación profunda es la mejor para eso.
Corrección sintomática: Es una cuestión de reeducar al organismo.
Síntomas: alteración del comportamiento.
Sedación: aplicado a estados agitados.
Tonificación: aplicados a estados de debilidad.
Síntomas de exceso: todos los descontroles, agitaciones, ansiedades, hiperactividad. Ej: taquicardia, tos, diarrea.
Dolores: manifestaciones espasmódicas, hay que sedar.
Síntomas: que terminan en ITIS. Inflamación y hay que sedar.
Infecciones: sedar.

CÓMO REALIZAR LOS TRATAMIENTOS:
Pueden realizarse de distintas formas:
Sedación: Extensión de la energía. Sacar la energía excesiva del punto presionando sin mover el dedo pulgar.
Tonificación: Significa "excitar" la energía del punto y puede hacerse de dos modos:
1)Presión constante para que la energía comience a fluir.
2) Presión intermitente con dedo mayor o golpecitos, o pellizcos, o desplazando el dedo sobre el hueso sin despegarlo de la piel.
Al presionar con los dedos, en un principio se produce una mayor contractura de la mente pues se produce un rechazo a lo no conocido, por lo tanto hay más contracción del cuerpo y más dolor. Luego de un rato se relaja y duele menos porque se comienza a aceptar a la persona que realiza la presión. Si no se resuelve el problema energético, los síntomas vuelven (pero disminuidos) y se puede volver a tratar todas las veces que se desea durante un tiempo máximo de 5 minutos (dependiendo de la edad, la consistencia del cuerpo). En un principio se puede practicar haciendo tonificación sobre uno mismo donde uno lo necesita, pero la sedación siempre se realiza sobre otros pues implica una relajación de parte del paciente.

En todo caso, las técnicas como la Dígitopuntura, el Shiatsu o el Do-In son las que nos pueden enseñar a trabajar los meridianos. Pero tengamos en cuenta que necesitamos principalmente un gran entusiasmo para hacerlo. Esta palabra, de origen griego (EN TEUS ASMUS), significa Conducir Dios Adentro.

Si tenemos en cuenta este aspecto, nos será mucho más fácil entender la importancia de nuestra misión: ayudar a otros a encontrar su divinidad

 

 
 
 
 
 
Apps de El Místico para acceder a los contenidos desde Smartphone o Tablet.

Ingresa con tu celular o tablet

 
 
 El Místico en tus favoritos
   
Remeras sublimadas Ricmon
Chat de conferencias en El Místico
Canal en YouTube de El Místico