Llama Violeta

Llama Violeta


 

 
 
 
 
 
 

 

Usted Puede Sanar su Vida

Louise L. Hay 

 

 
 

Capítulos del libro

 

viñeta

Lo que creo

viñeta

El momento de poder es el presente

viñeta Nuevos modelos mentales
viñeta

Nuevos modelos mentales II

viñeta

Nuevos modelos mentales III

viñeta

Problema creencia

viñeta

Limpieza de la casa

viñeta

Trabaje con el espejo

viñeta

El perdón

viñeta

Entrenar la mente

viñeta

Mi trabajo cotidiano

viñeta

Afirmaciones para el trabajo

viñeta

Reconozca la prosperidad

viñeta

El cuerpo

viñeta

El cuerpo II

viñeta

El cuerpo III

viñeta

Nuevos modelos mentales IV

viñeta

Nuevos modelos mentales V

Me acepto y me apruebo».

Hágalo por lo menos trescientas o cuatrocientas veces al día. No, no son demasiadas. Cuando usted se preocupa por algo, vuelve a acordarse de su problema por lo menos otras tantas veces; ahora, deje que la frase «Me acepto y me apruebo» se convierta en un mantra, en algo que usted se dice y se repite interminablemente, casi sin pausa alguna.

Le garantizo que esta frase es infalible para hacer aflorar a la conciencia todo lo que uno mantiene sepultado en sus profundidades, y que se opone a esta afirmación.

Cuando asome un pensamiento negativo como, por ejemplo, «¿Cómo puedes aceptarte y aprobarte si eres gordo?», o «¡Qué tonta que eres si te crees que eso sirve para algo!», o simplemente «Eres un inútil», o cualquier otro enunciado negativo, ése es el momento de asumir el control de su mente. No le dé importancia al asunto. Considere esa idea como lo que es —otra manera de hacer que usted continúe viviendo en el pasado-, y dígale amablemente: «Tú ya puedes irte; yo me acepto y me apruebo».

Ya el sólo hecho de pensar en hacer el ejercicio puede traerle a la mente un montón de objeciones: «Qué tontería», o «Eso no me parece posible», o «Vaya mentira», o «Es pura presunción», o «¿Qué es lo que puedo aprobar de mí si estoy  haciendo esto?».

Déjelas pasar a todas. Esas ideas no son más que resistencias, que no tienen ningún poder sobre usted, a menos que decida creérselas.  «Me acepto y me apruebo, me acepto y me apruebo, me acepto y me apruebo.» Pase lo que pase, le digan lo que le digan, le hagan lo que le hagan, usted siga repitiéndoselo. De hecho, cuando pueda decirse eso sea cual sea la situación en la que se encuentre, sabrá que está creciendo y cambiando.

A menos que se lo concedamos, las ideas no tienen ningún poder sobre nosotros; no son

más que sartas de palabras, que no tienen absolutamente ningún significado.

El significado se lo damos nosotros. Nosotros decidirnos cuál es el significado que vamos a darles. Decidamos, entonces, pensar cosas que nos ayuden y nos apoyen.

Parte de la aceptación de sí mismo reside en liberarse de las opiniones ajenas.

Si yo estuviera con usted y le dijera insistentemente «Eres un cerdo de color púrpura», usted se reiría de mí, o se fastidiaría conmigo y pensaría que estaba chiflada. Sería muy improbable que se creyera que

eso es verdad. Y, sin embargo, muchas de las cosas que hemos decidido creer acerca de

nosotros son tan disparatadas y tan falsas como ésa. Creer que su valor intrínseco depende de

la forma de su cuerpo es su propia versión de creerse que es un cerdo de color púrpura.

Con frecuencia, aquellas cosas nuestras que consideramos «malas» no son más que expresiones

de nuestra propia individualidad.

Eso es lo que tenemos de peculiar, lo que hay de especial en nosotros. La naturaleza jamás se repite. Desde que existe este planeta, no ha habido dos copos de nieve idénticos ni dos gotas de lluvia iguales. Y cada margarita es diferente de todas las demás. Nuestra huellas digitales son distintas y nosotros también.

Estamos hechos para ser diferentes. Cuando podernos aceptar que es así, ya no hay competición ni comparación.

Usted puede sanar su vida - DVD -Louise L.Hay


Titulo: Tu puedes sanar tu vida
Autora: Louise L. Hay
Idioma: Español
Subtitulos en español en las entrevistas y Afirmaciones

Sinopsis:
Aunque hoy en día posee la editorial más importante en libros de crecimiento personal, la vida de Louise Hay no ha sido, para nada, un camino de rosas. En esta película, basada en el Best Seller del mismo título, ella misma nos la cuenta a través de una mirada íntima y personal; su historia, sus experiencias, cómo empezó a aplicarse a sí misma las enseñanzas que tanto han ayudado a millones de personas… Sin embargo, en el camino de la memoria no anda sola. Los principales autores de Hay House nos relatan sus propias vivencias y el impacto que estos libros causaron en sus vidas..

Para descargarte el documental:
Pelicula:

http://www.megaupload.com/?d=A1MZ3SNE
http://www.megaupload.com/?d=BYN0X4IC
http://www.megaupload.com/?d=UQ0VTOTH
http://www.megaupload.com/?d=VNS27QGV
http://www.megaupload.com/?d=CIAG0LBN
http://www.megaupload.com/?d=LY23SR4P

Entrevistas:

http://www.megaupload.com/?d=9NF7HUYH
http://www.megaupload.com/?d=TCXPGYZI
http://www.megaupload.com/?d=LLR4CSY1
http://www.megaupload.com/?d=VQ891SPQ
http://www.megaupload.com/?d=2O150AO9
http://www.megaupload.com/?d=QF67D7A0
http://www.megaupload.com/?d=0CMY21I3

Mas entrevistas:
http://www.megaupload.com/?d=4KIFK5BU
http://www.megaupload.com/?d=EJ6QS7UE
http://www.megaupload.com/?d=O41RZ5JU
http://www.megaupload.com/?d=9XDL37O2
http://www.megaupload.com/?d=H7A0HL7K
http://www.megaupload.com/?d=78FAC1LT
http://www.megaupload.com/?d=ERYNDBWM

Afirmaciones:

http://www.megaupload.com/?d=47AEAHKB

Tratar de ser como algún otro es marchitarnos el alma. Hemos venido a este planeta para expresar quiénes somos.

Yo ni siquiera sabía quién era, mientras no empecé a aprender a amarme tal corno soy en este momento.

 

 
 
 
 
 

Buscador interno de El Místico

              Consulta de búsqueda